DESCUBRE LA LEY CREA Y CRECE

DESCUBRE LA LEY CREA Y CRECE

En el dinámico panorama empresarial actual, la agilidad y la capacidad de adaptación son claves para el éxito de cualquier emprendedor. En este contexto, España ha dado un paso significativo con la reciente aprobación de la Ley Crea y Crece, también conocida como la Ley 18/2022, de 28 de septiembre de Creación y Crecimiento de empresas. Esta legislación se erige como un marco normativo diseñado para fomentar la creación y el crecimiento de empresas, brindando un impulso vital al tejido empresarial del país.

¿En qué consiste la Ley Crea y Crece?

La Ley Crea y Crece es el nombre que se le da a la Ley de Creación y Crecimiento Empresarial, una normativa para impulsar el crecimiento de la pequeña y mediana empresa en España en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia.

Siguiendo esta línea, los principales objetivos de la norma son los siguientes:

 

  • Facilitar gestiones burocráticas

 

La Ley Crea y Crece tiene como objetivo principal impulsar el espíritu emprendedor y fomentar la actividad empresarial en el país. La simplificación de trámites reduce el tiempo necesario para constituir una empresa, permitiendo a los emprendedores centrarse en el desarrollo de sus proyectos.

 

  • Favorecer la transformación digital

 

Uno de los puntos destacados de esta nueva normativa es la simplificación de los trámites de constitución de empresas. La digitalización y la reducción de la carga administrativa permiten que los emprendedores puedan poner en marcha sus proyectos de manera más eficiente y con menor inversión de tiempo y recursos.

 

  • Facturación electrónica

 

Otro punto destacado de la Ley que afecta todas las empresas y autónomos es la obligación de expedir, remitir y recibir facturas electrónicas, a la vez que especifica los requerimientos técnicos que deben tener tanto la «solución de Facturación Pública» como las «plataformas de intercambio de facturas electrónicas privadas».

 

  • Financiación empresarial

 

Esta Ley también incorpora medidas para fortalecer la financiación empresarial, incentivando la inversión y facilitando el acceso a créditos.

La ley busca crear condiciones más favorables para que las empresas, especialmente las pequeñas y medianas, puedan acceder a la financiación necesaria para su crecimiento y expansión

 

  • Reducir la morosidad

 

Una de las principales dificultades que enfrentan las pequeñas y medianas empresas es la morosidad. La nueva Ley Crea y Crece tiene como objetivo combatir este problema al evitar que las empresas que no cumplan con los plazos de pago tengan acceso a subvenciones públicas.

 

FACTURACIÓN ELECTRÓNICA: UN REQUISITO FUNDAMENTAL

La Ley Crea y Crece ha introducido importantes cambios en el ámbito empresarial, destacando entre ellos la obligatoriedad de la facturación electrónica para todas las empresas.

A partir de la entrada en vigor de esta legislación, las compañías deberán adoptar sistemas electrónicos para la emisión, recepción y almacenamiento de facturas, dejando atrás los métodos tradicionales en papel.

Beneficios y desafíos para las empresas.

La transición hacia la facturación electrónica conlleva una serie de beneficios tanto para el sector empresarial como para la administración tributaria. Entre ellos se incluyen la reducción de costos asociados a la impresión y envío de facturas, una mayor agilidad en los procesos contables y una menor probabilidad de errores humanos.

No obstante, esta nueva obligatoriedad también impone desafíos, especialmente para aquellas empresas que aún no han digitalizado completamente sus operaciones. La adaptación a los nuevos sistemas requerirá inversiones en tecnología y capacitación del personal, lo que podría representar un desafío financiero para algunas organizaciones.

 

¿Qué ventajas ofrece la factura electrónica para los autónomos?

La factura electrónica además de conseguir un ahorro de hasta el 60% a las empresas, entre otras ventajas destaca:

  • Facilita la colaboración entre los departamentos de administración.
  • Permite un control preciso de las transacciones.
  • Contribuye a la mejora del medio ambiente, eliminando los costes de impresión y envío postal
  • Reduce los errores humanos.

 

En qué afecta a las empresas su cumplimiento.

La Ley Crea y Crece establece plazos específicos para la implementación de la facturación electrónica, lo que significa que las empresas deben actuar con prontitud para cumplir con las nuevas regulaciones. Aquellas que no se ajusten a los plazos establecidos podrían enfrentar sanciones y penalizaciones, lo que destaca la importancia de una transición oportuna.

Disposiciones que afectan a empresarios y profesionales en actividades comerciales:

  1. Es obligatorio emitir, enviar y recibir facturas electrónicas en todas las transacciones comerciales con otros empresarios y profesionales.
  2. Tanto emisores como receptores de facturas deben proporcionar información precisa del estado de las mismas.
  3. Las soluciones tecnológicas y plataformas utilizadas deben garantizar la interconexión y la interoperabilidad sin costos adicionales, ya sean desarrolladas internamente o proporcionadas por empresas especializadas en servicios de facturación electrónica.
  4. El receptor de la factura no puede exigir el uso de soluciones, plataformas o proveedores de servicios de facturación electrónica específicos.
  5. Los destinatarios tienen derecho a solicitar una copia de sus facturas electrónicas de forma gratuita durante cuatro años desde su emisión. Incluso después de rescindir su contrato con la empresa o revocar su consentimiento para recibir facturas electrónicas, los destinatarios pueden seguir accediendo a sus facturas electrónicas anteriores sin afectar su derecho de acceso a las mismas.

La ley no afecta las transacciones con consumidores finales (B2C), donde puede ser suficiente emitir un ticket de caja.

 

Plazos para la adaptación de las empresas a la facturación electrónica.

La aplicación de la facturación electrónica está condicionada a la publicación del reglamento de la Ley Crea y Crece. Por lo tanto, aún no se pueden establecer fechas precisas para su implementación.

Una vez que se apruebe el reglamento, podremos conocer con exactitud cuándo se implementará la facturación electrónica. 

A fecha de hoy, se estima que las empresas deberán cumplir con la normativa de facturación electrónica y la Ley Crea y Crece en los siguientes plazos:

  • Para empresas con una facturación anual superior a 8 millones de euros, el plazo es de 1 año después de la entrada en vigor del reglamento. 
  • Para el resto de empresas y autónomos con una facturación anual menor a 8 millones de euros, el plazo es de 2 años después de la entrada en vigor del reglamento. 
  • Los autónomos tendrán 3 años después de la entrada en vigor del reglamento de la Ley Crea y Crece para cumplir con la obligación de comunicar en tiempo real los estados de las facturas que reciban. 

 

Conclusión.

La Ley Crea y Crece de 18/2022, al hacer obligatoria la facturación electrónica, busca modernizar y agilizar los procesos comerciales, aunque también plantea desafíos para las empresas que deben adaptarse a esta nueva realidad digital. La colaboración entre el sector privado y las autoridades será crucial para garantizar una transición suave y exitosa hacia este nuevo paradigma en la gestión empresarial.

Entramos en un periodo de adaptación para las empresas, lleno de dudas, en el que se va a necesitar asesoramiento.  

En el despacho de Palomares Abogados y Asesores tenemos profesionales especialistas en la gestión de empresas. Si necesitas asesoramiento, concierta aquí una cita conmigo y estaré encantada de atenderte.

Jennifer Muñoz

Especialista en Asesoría fiscal y laboral.

Deje una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

20 − diez =